EL CALAFATE.- Cientos de turistas recorren las pasarelas del Glaciar Perito Moreno, que lentamente continúa su proceso de filtración que concluirá con un nuevo rompimiento aunque de características inusuales.

Según la medición que realiza Parques, el nivel del Brazo Rico alcanzaba ayer 3,65 mts, quince centímetros más que los 3,50 mts que mantuvo desde el 20 de noviembre cuando el agua comenzó a filitrar.

El desnivel entre Lago Rico y el cuerpo principal de Lago Argentino en Canal de los Tempanos fue medido 2 veces.

Según el director científico de GLACIARIUM, ingeniero Pedro Skvarca, el 29 de octubre el lago Rico estaba 2.03 m más alto y el 8 de noviembre 2.31 m, o sea en tan sólo 10 días el desnivel entre ambos lagos aumentó 31 cm, probablemente a causa de la lluvia caída en este período.

Cabe recordar que en la ruptura de marzo de 2018 al comienzo de la filtración, el desnivel entre Lago Rico y Canal de los Tempanos alcanzó 10.96 m. Uno de los más altos documentados en la historia de los endicamientos.

El volumen de agua almacenada en Lago Rico-Sur, de aprox. 1.5 km3 descargada en Lago Argentino ocasionó serias inundaciones en El Calafate.

Aún pasa muy poca agua porque el orificio es muy reducido. El nivel del Lago Rico no baja todavía porque entra más agua de la que descarga en Canal de los Tempanos.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es Medición-Río-Mitre-768x1024.jpg

El proceso que derivará en un nuevo rompimiento, se inció el 15 de septiembre cuando el glaciar formó la  pared de hielo interrumpiendo el paso del agua del Brazo Rico sur hacia el Canal de Los Témpanos. 

En esta ocasión el comportamiento del glaciar presenta la particularidad que tanto el endicamiento como la filtración se produjo en una fecha inusual, ya que habitualmente el fenómeno ocurre entre los meses de febrero y marzo.

Por este motivo varias fuentes consultadas por Winfo Santa Cruz auguran que el tan esperado rompimiento que sucede cuando la presión del agua derriba la pared de hielo, sucederá en una fecha impredecible dada la poca agua acumulada hasta el momento en el Brazo Rico. 

Según información del PN Los Glaciares, contabilizando las entradas que se cobran en el ingreso al glaciar Moreno y en Puerto Argentino que son las excursiones que navegan en el Lago Argentino, en total ingresan diariamente 3000 personas, de los cuales la mitad son extranjeros.

Mientras tanto, es incesante el flujo de turistas que recorren las pasarelas, algunos a la espera de que ocurra el «milagro» de poder presenciar una eventual nueva ruptura o al menos de asistir a uno de los habituales y estruendosos desprendimientos que dejan perplejos a los visitantes.