22

El Cabo 1ro Díaz fue derivado esta madrugada a un centro médido de la Ciudad de Buenos Aires en un avión sanitario proveniente de Tierra del Fuego.

La Asociación Civil Policial y delegados ante el Consejo del Salario Policial se solidarizan ante la difícil intervención de los bomberos -a última hora de ayer- en la ciudad de Río Gallegos dejando como saldo tres heridos, dos de ellos dados de alta, salvo nuestro compañero Mauricio Diaz quien tendría comprometida sus vías respiratorias a causa de la inhalación producida en el interior de una de las viviendas que se incendiaba, permaneciendo actualmente internado en terapia intensiva. Conforme a los datos suministrados, por familiares y bomberos, las lesiones ocurrieron por la exposición al fuego sin la portación de equipamiento adecuado para sobrellevar el sofocamiento del siniestro. Lo que resultaría una causa semejante con otros casos acontecidos en la provincia en los últimos años, como el incendio del Hipertehuelche en Caleta Olivia y el de una vivienda en Perito Moreno, donde los bomberos tuvieron que intervenir condicionados a la falta de equipos y hasta sufriendo lesiones para rescatar a una niña. Desde el año 2012 a la fecha la Asociación Civil Policial ha producido informes variados, cuadro de situación, requerimientos y reclamos; documentación que en su mayoría surgió por la falta de elementos necesarios y regulación normativa adecuada al trabajo técnico que realizan las distintas dotaciones de la provincia, llevando a pactar en varias paritarias –a través del Consejo del Salario Policial- la intervención inmediata del gobierno para salir de una crisis histórica que no vamos a permitir que se naturalice a causa de la desidia institucional. Lamentablemente los reclamos, como en este caso de dotar de recursos necesarios a los bomberos, son mal interpretados y se terminan utilizando para dividir al personal policial con el fin de invisibilizar las miserias. LOS BOMBEROS TAMBIÉN SON POLICÍAS y la consecuencia de la improvisación, la falta de equipamiento y abandono, se terminan pagando con incalculables cuotas de dolor del personal policial y el impacto que ello produce en sus familias.
Baasanta

El ministro de Gobierno, Fernando Basanta, y el jefe de Bomberos admitieron que “el equipo de oxígeno se trabó, originando que Díaz inhalara monóxido de carbono, lo que le hizo perder el conocimiento”.