CAPROMISA Con un fuerte cuestionamiento, al Acuerdo Federal Minero rubricado recientemente entre el gobierno nacional y las empresas,  la Cámara de Proveedores Mineros de Santa Cruz, (CAPROMISA) advirtió que «Como está escrito hoy es avalar el final de las pymes de la zona que se dedican a ser proveedoras mineras», manifestaron desde la entidad. Señalan que «Las condiciones en la Patagonia son muy distintas a las condiciones del norte del país para la actividad de las empresas”, y  acusaron al gobierno de “privilegiar a las empresas que sacan el oro y la plata de Santa Cruz y nos dejan poco y nada de desarrollo local”. El Presidente de CAPROMISA Mauro Suarez,  pidió que el debate sea “franco y completo”, y remarcó que “En las provincias patagónicas el costo de vida es más alto, y por lo tanto todos los convenios colectivos de trabajo reconocen valores extras por zona desfavorable. Sueldos, alquileres, logística, todo lleva a que una pyme de la región no pueda estar en igualdad de condiciones con respecto a una de otra provincia”, sostuvo Suárez. “La actividad minera en Argentina tiene distintos actores y debemos dejar de tomar medidas apresuradas que sólo contemplen los intereses de las Operadoras Multinacionales Mineras. Se tiene que integrar a todos los actores del Circuito Minero: las Provincias, las Empresas y los Trabajadores Locales son actores fundamentales que merecen ser escuchados y tenidos en cuenta”, destacó Suarez. Por su parte Jorge Arias, Gerente Operativo de CAPROMISA señaló que «es indispensable que se tengan en cuenta a todos los sectores como parte del debate y remarcó que es una oportunidad para corregir y cambiar cuestiones que hoy afectan el desarrollo de la actividad». Insistieron en que para revertir esta tendencia «hay que apostar en serio por el «compre local», sino seguiremos exportando recursos y concentrando la economía y la actividad minera seguirá en manos de unos pocos”, indicó Suarez. Los artículos del Acuerdo que cuestiona Capromisa  El punto 7  establece que “las Partes acordarán las condiciones que permitan generar un sistema de provisión de bienes y servicios eficiente y competitivo, sin proteccionismo o barreras de ingreso de proveedores locales o extranjeros, de forma de evitar la pérdida de competitividad del sector en su conjunto. En especial, se procurará evitar medidas que redunden en precios altos, tiempos de entrega más prolongados o calidades deficientes para los bienes y servicios producidos o comercializados”. El punto 13, que abarca el empleo y compre local, establece que “podrán adoptarse todas las medidas de promoción que las Provincias consideren apropiadas tendientes a hacer atractivo al empleador o comprador de bienes o servicios la contratación de Empleados o Proveedores Locales” pero que en ningún caso se establecerán niveles mínimos de Empleados o Proveedores Locales. Para los referentes de CAPROMISA, estos dos puntos hacen mucho más vulnerables a las pymes y el trabajo que vienen realizando desde la Cámara y habilita a que las mineras compren fuera de Santa Cruz con la excusa de hacer a la actividad más competitiva. “En la práctica sin reglas claras se hará muy difícil un esquema de trabajo para cuidar la actividad local y el empleo” vaticinaron. Para CAPROMISA, en Santa Cruz la actividad minera se lleva a cabo hace tiempo y pudiendo haber desarrollado a toda la cadena de valor, no lo hicieron. “Ahora con acuerdos como este, menos van a querer desarrollar a las empresas locales ya que van a tener las excusas para no comprar, dedicándose a dejar sin recursos naturales ni desarrollo a las localidades de incidencia minera”.