Captura de pantalla 2016-12-01 11.15.57RIO GALLEGOS. -La casa de Cristina Kirchner cuesta más del doble de lo que declaró haber pagado su empresa Los Sauces S.A. La afirmación responde al último informe del Tribunal de Tasación de la Nación (TTN) en el proceso de investigación sobre la compañía por enriquecimiento ilícito y falsificación de documentos públicos, según informó hoy el portal INFOBAE. La casa de la calle Mascarello fue tasado en unos USD 570.000 ($8.700.000) y superó por amplio margen los USD 250.000 declarados en su momento. Además, el informe incluye otras dos propiedades para alcanzar casi una suma de $18.525.000. De acuerdo al TTN, en la casa de Cristina Kirchner se encontró una ampliación no declarada en plano de unos 77,3 m2, mientras que los casi 349 m2 cubiertos se encuentran «con buena calidad constructiva y de terminaciones y buena distribución de ambientes». La casa se tasó en el marco de la causa Los Sauces inicia por una denuncia de la diputada Margarita Stolbizer que apunta las inconsistencias de la documentación que registra esa propiedad. Dado que la vivienda, en declaraciones juradas tributarias, se declaró que había sido adquirida en en agosto 2010 y que su valuación era de $964.320. Sin embargo, ante el Registro de la Propiedad Inmueble, esta operación se simuló como efectuada dos años después, esto es recién en 2012. El asiento 9 de la matricula 7071 manzana 703 lote 12 (correspondiente a la propiedad de Mascarello 441) indica que fue adquirida por la empresa Negocios Patagónicos SA (de propiedad de Osvaldo Sanfelice, socio de Máximo Kirchner) el 21 de octubre de 2011 y declara que la compra se realizó por 200.000 pesos. Y el asiento 12 indica que Los Sauces SA compró el inmueble por la suma de 250.000 dólares. Según la denuncia de Stolbizer, a partir del año 2010 empiezan a pagar impuestos a las ganancias por una propiedad que habrían adquirido ese año por más de 900.000 pesos. Sin embargo, 2 años después falsificaría un documento público para hacer constar que el inmueble habría sido adquirido en 2012 a una empresa vinculada a los Kirchner y que se habría pagado 250.000 dólares por dicha propiedad de 892 metros cuadrados.