«No es nadie en particular, nadie es oportunista», se rectificó Ariel Ivovich ante un grupo de jubiladas que le reprocharon la actitud que había tenido unas horas antes cuando las increpó a los gritos, «A mi no me van a venir a contar la historia de Santa Cruz, aquellos que vinieron de oportunistas», levantándose abruptamente de la silla y gesticulando con gestos amenazantes contra los jubilados que asistían azorados a la escena del funcionario. Muy cerca de él se hallaba Cristina Coronel, la enfermera que en octubre de 2007 fue atropellada junto a una veintena de manifestantes, por el entonces funcionario kirchnerista, Daniel Varizat. Más tarde, cuando ya se había anunciado que cobrarían sus haberes al día siguiente, y se retirarían del edificio de la Caja de Previsión adonde habían permanecido la noche anterior, un grupo de mujeres pidió al funcionario que se disculpara ante los jubilados, y registraron un video de ese momento.  (El video de Sandra Arel)