RÍO GALLEGOS.- Luego de permanecer desde esta mañana en casa de Gobierno a la espera de que la gobernadora los reciba, dos de las madres del colectivo Papás Unidos, hablaron ante la asamblea pública que se estaba desarrollando en el patio de la sede gubernamental. Nahir Castillo, y Virginia Peña, agradecieron el acompañamiento de los manifestantes. «Hoy quedó más que clara la insensibilidad de este gobierno», expresó Nahir, «nos dijo que no nos podía atender porque tenía que viajar a Buenos Aires», señaló.