RÍO GALLEGOS.- La UOCRA decretó el «estado de alerta y movilización» y una manifestación provincial el 4 de abril en esta ciudad ante la demora en los ingresos de trabajadores a las empresas que construyen la obra.  Desde Represas Patagonia aseguran que ya hay trabajando más de 700 personas.  «No hay ningún obstáculo, lo que hay es una programación de ingresos (de mano de obra) de acuerdo a las necesidades de la obra», aseguraron a Télam voceros de la UTE (Unión Transitoria de Empresas) compuesta por la firma China Gezhouba Group Corp. (CGGC) y las empresas argentinas Electroingeniería S.A. y Hidrocuyo S.A. El gremio que nuclea a los trabajadores de la construcción exige el empleo como «una necesidad en carácter de urgencia» para «contención de los desocupados» en toda la provincia, de acuerdo a los términos del acta de una asamblea de delegados realizada ayer, a la que tuvo acceso Télam. Desde Represas Patagonia se informó que «entre jornales y mensuales» están empleados hoy 740 obreros en los dos campamentos y «todos los meses tenemos previsto tomar gente», para llegar a fin de este año con 1130 personas. «Si todo va bien y estamos trabajando con el ritmo que la obra necesita», agregan desde la empresa, el pico máximo de ocupación de 5.000 personas se dará a mediados de 2020. La firma aclaró que esa programación de ingresos «no puede ser sobredimensionada» y que «depende de la productividad que se tenga en todos los frentes de trabajo». De acuerdo a la programación de las obras, la construcción de las represas La Barrancosa y Cóndor Cliff avanzará en paralelo, y al momento del «llenado», será la primera (ex Jorge Cépernic), ubicada río arriba, la que empiece a funcionar. Fuentes de la empresa también desmintieron que al personal le falte elementos de protección personal, herramientas, insumos, materiales y maquinaria de trabajo. «Tenemos un extremo cuidado de la gente, hace 40 años que hacemos obras y nunca han faltado; están todos los elementos correspondientes, no solamente por nuestra conducta, costumbre y forma de trabajar, sino porque además es una exigencia legal y del cliente», dijo por el gobierno nacional que contrató la obra. Fuente: Télam