RÍO GALLEGOS.- El Gobierno provincial expresó su rechazo al Decreto Nacional 702/18 que recorta las asignaciones familiares de los trabajadores de las provincias patagónicas. En Santa Cruz los estatales cobran asignaciones a valores de marzo de 2015, a excepción de la ex 591 que a partir de abril de este año tuvo un aumento, pero con tope salarial para su percepción. «Medidas como la adoptada a través del mencionado decreto atenta no solo contra la calidad de vida de los trabajadores, sino también contra todas las actividades económicas de la región», expresó el gobierno provincial a través de un comunicado de prensa. La administración de Alicia Kirchner argumenta que  «Nuestra región fue históricamente postergada», y que a pesar de ello,  «ha sabido desarrollarse a pesar de ello por su lucha, su tenacidad y principalmente por el constante sacrificio de quienes la habitan, brindándole a todo el país en su conjunto los réditos de su potencialidad, su trabajo y su producción», argumentó el gobierno». Con estos fundamentos, rechaza el recorte en las asignaciones familiares dispuesto por el gobierno nacional, y pide a los legisladores nacionales «sin distinción de banderías políticas», que defiendan los intereses de los trabajadores. ¿Cuánto paga la provincia por asignaciones familiares? En Santa Cruz el último incremento en las asignaciones familiares se produjo en marzo de 2015 durante el gobierno de Daniel Peralta, cuando se estableció en $675 la asignación por hijo.  Aquellos valores aún hoy se mantienen vigentes, muy por debajo de los que paga el Anses. En el caso de la Asignación por hijo, los trabajadores dependientes del régimen nacional percibían hasta el decreto 702/18 conocido hoy, $2.800 por hijo, es decir, cuatro veces más que lo que paga la provincia. Con el recorte implementado, el valor nacional quedará en $1.500. Los valores que paga hoy la provincia se establecieron en marzo de 2015 En el caso de la provincia, desde marzo de este año un sector de estatales correspondientes a la ex 591, tuvieron un aumento en la asignación por hijo del 100% para los empleados hasta la categoría 20, y del 70% para aquellos que perciban hasta 25 mil pesos, a partir de cuyo tope salarial dejan de percibir el beneficio.