RÍO GALLEGOS.- EL ministro de Economía, Ignacio Perincioli, se reunió con diputados ante quienes expuso que la provincia mantiene una deuda con «distintos entes», hasta el año 2030, y que la mayor parte de lo adeudado, el 63%, corresponde a aportes del Tesoro Nacional otorgados desde 2010. Ratificó el pasivo consolidado de 15.571 millones de pesos. El titular de la cartera de Economía, Ignacio Perincioli, expuso ante legisladores de los diferentes bloques el estado de las cuentas públicas, haciendo más hincapié en los egresos que en los ingresos. En este sentido ratificó el pasivo consolidado de 15.571 millones de pesos, «que en un 63% constituye aportes del Tesoro Nacional», girados desde 2010, hasta diciembre de 2015 cuando Cristina Fernández dejó la presidencia. Según se infiere de uno de los gráficos que el ministro llevó a Diputados, entre 2010 y 2014, Santa Cruz recibió de Nación, 1.482 millones de pesos, en tanto que un año después fueron girados a la provincia, 4.22 millones. Ese año cierra con una refinanciación de 204 millones de pesos, haciendo un total de 5.908 millones de pesos de deuda. A lo que se agregan otros 4.286 millones, por deudas varias: Anses, Banco Nación, Préstamo sindicado; Aportes del Tesoro, deuda con ENHOSA, (más de 1.100), entre otros rubros. Montos transferidos durante la presidencia de Cristina FernándezComo ya había dicho en la reciente reunión con intendentes en El Calafate, el ministro insistió con que de las transferencias automáticas diarias de fondos coparticibales, Nación realiza retenciones,  «y el neto real ingresado, que en algunas jornadas fue de cero pesos», como fue durante las dos primeras semanas de junio. Cabe consignar que estas retenciones en general corresponden al recobro de adelantos de coparticipación que la provincia recibe, y que deben conciliarse dentro del mismo mes. Perincioli, quien estuvo acompañado del diputado de La Cámpora, Matías Bezi, se refirió a una «deuda con distintos entes», pero no enumeró cuáles eran ni detalló los montos adeudados. En cambio puso énfasis en «el impacto de las medidas tomadas por el gobierno nacional para reducir el déficit y las metas que planteó a las provincias para tal fin, a la vez que indicó que, por otra parte, desde Nación se toman a diario decisiones que en algunos casos impactan negativamente en las finanzas». Entre esas medidas destacó, la controvertida transferencia del hospital SAMIC de El Calafate a la órbita provincial, que si bien se había anunciado hace unos días el gobierno de Macri está reviendo la medida, y mencionó «la quita de la compensación de la Caja de Previsión Social de 70 millones de pesos por mes». Por otra parte, el ministro presentó un detalle de la deuda que la provincia tiene con distintos entes hasta el año 2030, y cuyo monto mayor (63%) corresponde a aportes del Tesoro Nacional que fueron otorgados a Santa Cruz desde el año 2010. Por último el funcionario provincial explicó que existe una proyección para ir mejorando las finanzas provinciales en forma paulatina, pero que todo ello está sujeto a lo que llamó «sorpresas”, y expresó su preocupación por la situación de YCRT y las consecuencias de un posible conflicto social en la cuenca carbonífera.