Por Héctor Barabino.- 1.172 millones de pesos más que en el primer trimestre del año pasado fue lo que ingresó a las arcas provinciales entre enero y marzo de este año en concepto de Coparticipación Federal de Impuestos. A este incremento de 41 por ciento de fondos de la CFI que se transfieren automáticamente a la Provincia, se suma el doble de ingresos por regalías hidrocarburíferas en razón de la suba del dólar que en el mismo período duplicó su valor de 20 dólares hace un año, a más de 43 como se cotiza hoy. ¿Por qué el gobierno insiste en dilatar para el segundo semestre una mejora en los salarios estatales cuando desde el primer día de enero los ingresos provinciales ya se vieron incrementados por la desgracia de la inflación y la devaluación? La coparticipación y las regalías constituyen las dos columnas principales que sostienen el presupuesto provincial, el tercer rubro es la recaudación provincial de impuestos a través de la ASIP. La Coparticipación se incrementa al ritmo de la inflación real ya que su principal recaudación y posterior distribución es el IVA,  los impuestos a las ganancias, y el impuesto a los combustibles, básicamente los impuestos que derivan del consumo diario que hacen los argentinos. La información surge de las planillas que diariamente publica la Secretaría de Hacienda del Ministerio de Economía de la Nación, ya que la provincia de Santa Cruz no da cuenta de esta información sustancial para el conocimiento público de los recursos con que cuenta el Estado para costear la Educación, la Salud y el funcionamiento de la Adminstración que incluye las partidas salariales.
Santa Cruz incorporará a las arcas provinciales en el corriente año, más de 4.400 millones de pesos solo en CFI. 
Cuentas claras  El detalle de los ingresos por CFI (Coparticipación Federal de Impuestos) comparativo interanual en millones de pesos:En resumen, en los tres primeros meses de corriente año Santa Cruz recaudó 1.1.72 millones de pesos más que en el primer trimestre del año anterior, un 41 % más de ingresos.  Tomando como base este crecimiento sostenido de los recursos provinciales derivados de Nación, y de acuerdo a la inflación proyectada para este año cercana al 40 por ciento, se calcula que al finalizar 2019 Santa Cruz incorporará a las arcas provinciales , más de 4.400 millones de pesos solo en Coparticipación Federal.  Una estimación razonable, sobre todo cuando ya la mayoría de las provincias y el estado nacional están negociando salarios con ese índice de inflación de referencia. La misma estadística con la que el gobierno calculó el presupuesto provincial que elevó de 43.460 millones en 2018,  a 58.045 millones este año, un 36% más. De las regalías, ni hablar El gobierno de Santa Cruz es considerado uno de los peores en materias de transparencia de la información pública en el contexto de las provincias argentinas. Si se ocultan los números de los ingresos de la coparticipación, los recursos que surgen de las regalías hidrocarburíferas directamente es como si no existiesen, ni en el Boletín Oficial ni en las páginas web del gobierno. Mucho menos en el llamado, «discurso social», toda vez que la mayoría de los medios cooptados o directamente comprados por el gobierno tampoco se abocan a este tipo de contenidos, por lo tanto no dejan registros no ya en las agonizantes hemerotecas producto de la era de la imprenta, ni siquiera en la universal web y en su infalible Babel que es google. ¿Algún santacruceño escuchó alguna vez de boca del ministro de Economía Ignacio Perinciolli,  o de la gobernadora, Alicia Kirchner,  o de algún diputado del kirchnerismo, a cuánto ascienden los ingresos por regalías hidrocarburíferas a la Provincia? Santa Cruz duplicó sus ingresos por regalías gracias a la brutal devaluación del peso que en un año pasó de 20 dólares a su actual cotización superior a los 44 dólares. En la misma proporción aumentaron los fondos por regalías que la Provincia cobra quincenalmente. No más comentarios. De eso no se habla, menos en tiempos de paritarias.