RÍO GALLEGOS.- Como no sucedía desde junio de 2016, el gobierno provincial abonó haberes en un solo pago al 90 por ciento de los jubilados y pensaionados provinciales. A tono con la recaudación de la Coparticipación Federal que en los últimos cuatro días de abril ascendió a 730 millones de pesos. En el cuarto mes del año Santa Cruz percibió 481 millones de pesos más que el mismo mes de 2018. Un 55% más. En los últimos 30 meses de la gestión de Alicia Kirchner, los jubilados y pensionados provinciales fueron desplazados de la prioridad en el pago de haberes y la fecha de pago se trasladó desde el 21 o 22 de cada mes en curso, hasta más allá del día 20 del mes siguiente. A este corrimiento de un mes en la fecha de pago, se sumó además el pago con tope de ingresos, y en casi todos los meses, muchos activos cobraban primero que los pasivos. Este mes la administración de Alicia Kirchner dispuso el pago de haberes de abril al 95% de los jubilados y pensionados provinciales el día 8 de mayo, «Al 80 por ciento de los beneficiarios, con ello se concreta el pago de 18.309 jubilaciones, pensiones y retiros policiales», anunció la CPS. Si bien aún restan abonarse los haberes a poco más de mil beneficiarios del sistema, es la primera vez en los últimos 30 meses que esto sucede. En mayo de 2017 un fallo del juez de Familia, Antonio Andrade, hizo lugar al amparo presentado por un grupo de jubilados y ordenanado al gobierno provincial a pagarles los haberes antes del día 7 de cada mes.  Coparticipación Federal récord Quizás el cambio de agenda en la prioridad de pago del gobierno esté vinculada a que en los últimos cuatro días hábiles de abril la Provincia percibió cerca de 730 millones de pesos en concepto de Coparticipación Federal de Impuestos que distribuye diariamente Nación. El 24 de abril ingresaron a las arcas provinciales, 165.6 millones de pesos. El 25, 162,1 millones, el 26, de abril 249,4 millones y el lunes 29 de abril otros 151,5 millones. Durante el cuarto mes del año Santa Cruz percibió, 1.350 millones de pesos, contra los 869 millones que percibió en abril de 2018, (un 55% más) solo por coparticipación de impuestos nacionales que aumentan al ritmo de la inflación.