RIO GALLEGOS.- La escuela primaria Nº11 «Sesquicentenario de la Revolución de Mayo», una de las mas antiguas de la ciudad y a la que cada día asisten 675 alumnos, tiene serios problemas edilicios. A la demorada reparación del piso del gimnasio principal que se inició en enero y aún no finaliza, ahora se suma la suspensión de clases por los daños ocasionados por las lluvias. Ayer el equipo de gestión informó a los padres que hoy se suspendían las clases en el turno mañana «para solucionar los problemas edilicios provocados por la lluvia». Según pudo saber este medio, las filtraciones en el techo de la escuela provocaron desprendimientos de la mampostería.  Por esa razón se suspendieron las clases a los 385 alumnos que asisten en el turno mañana de cuarto a séptimo grado. La escuela ubicada en el Barrio Gregores no cuenta con gimnasio cerrado desde enero, cuando el área de mantenimiento escolar del Consejo Provincial de Educación a cargo del IDUV levantó el pisó de madera del gimnasio para reemplazarlo por otro de goma Indelval. De acuerdo a lo informado, se trata de un piso de goma desarrollado para resistir el paso del tiempo. El piso debía estar listo en marzo, pero las clases se iniciaron, sin espacio para el tiempo de recreo y esparcimiento. Hace meses, el director de mantenimiento escolar del IDUV, arquitecto Javier Marín colocó una nota en el en la puerta de la escuela donde informaba que la compra se había realizado, y que estaban a la espera de la fabricación del producto. El gimnasio principal de la escuela, continúa cerrado. Los chicos pasan sus recreos en los pasillos de la escuela Ayer el CPE informó sobre tareas de mantenimiento en diferentes establecimientos de Río Gallegos, entre otros, la EPP 11.