Daniela D´amico, sostuvo que «no hubo voluntad» de parte de las autoridades municipales para solucionar el conflicto del transporte público. Dijo que los perjudicados son los vecinos y los trabajadores de la empresa. Dio a conocer una estadística que indica que los vecinos de los barrio San Benito (24%) y Belgrano (11%), son los que más utilizan los colectivos. Y que solo un 20 % de las paradas tiene garita.

Luego que la empresa Maxia SRL suspendiera unilateralmente el servicio de transporte público en reclamo de una deuda que el municipio desmiente, y la capital provincial quedara sin servicio, la concejal Daniela D´amico, cuestionó la actitud del Ejecutivo Municipal: «es el vecino que debe tomarse el colectivo todos los días para ir a trabajar el que sufre la incapacidad de la actual gestión para solucionar un conflicto», aseveró.

La suspensión del servicio dejó a la ciudad de Río Gallegos sin colectivos en una jornada de lluvias intensas.

En la tarde de ayer la comuna lanzó una convocatoria para que particulares cubrieran el servicio de transporte de pasajeros, al respecto D’Amico manifestó que: “No hubo voluntad por parte del ejecutivo de llegar a un acuerdo, la dilación del mismo tuvo como únicos perjudicados a los vecinos de la ciudad y a los trabajadores de la empresa.

Publicidad

Publicidad

Propuestas para mejorar el transporte público de Río Gallegos

D´amico explicó a través de un parte de prensa, que su equipo de colaboradores trabajó en una encuesta abierta para conocer la opinión de los vecinos sobre el transporte público de pasajeros.

La estadística revela que la mayoría de los pasajeros utiliza el transporte público para llegar al centro, partiendo de distintos puntos de la ciudad, siendo los barrios San Benito (24%) y Belgrano (11%) los que más utilizan los colectivos.

La accesibilidad para personas con discapacidad es una cuenta pendiente; el 70% de considera difícil o muy difícil el acceso para personas con discapacidad, que se suma a la falta general de infraestructura para los pasajeros, menos del 20% de las paradas cuentan con garita para proteger a los usuarios de las inclemencias del tiempo.


Por último, en los resultados de la encuesta se puede observar que solo el 24% cree que es fácil o muy fácil adquirir y cargar la tarjeta de viaje, herramienta indispensables para viajar.


Además “Debemos establecer recorridos cortos, que no te tome más de 15 minutos hacer un viaje, logrando de este modo minimizar el tiempo de espera.” explicó D’Amico.

D’Amico expresó además que para mejorar el servicio será necesario “aumentar la cantidad de puntos de venta de tarjetas, buscar implementar la tarjeta SUBE y aceptar métodos de pago digitales (como Mercado Pago, Ualá, etc).

Los reclamos que generaron el conflicto

La concesionaria Maxia SRL, reclama una deuda al municipio por  subsidios, una reestructuración de costos y «una compensación salarial a los empleados», informaron desde el municipio.

Argumentaron que los subsidios reclamados de los últimos tres meses ya habían sido abonados, y que solo quedaba pendiente de pago un saldo del subsidio correspondiente al último mes, donde el viernes hemos pagado 1.900.000 mil pesos y en la jornada (de hoy)  tres millones de pesos a cuenta del subisido de cuatro millones, vale decir que la deuda del municipio es de un millón trescientos sesenta y ocho mil pesos», detalló.

Denunciarán penalmente a la empresa, y a partir de hoy convocan a transportistas a inscribirse para explotar el servicio.