SANTA CRUZ.-«Son las dificultades propias de una situación atípica», dijo el ministro Juan Carlos Nadalich, respecto de las 13 personas que arribaron ayer a la ciudad en los contingentes de «repatriados», y presentaban fiebre por los que fueron trasladadas al hospital para ser diagnosticados. Las personas deberán cumplir cuarentena obligatoria.

Con el arribo de personas provenientes de distintos puntos del país y de Chile adonde quedaron varadas por la pandemia de COVID 19, ayer se activó el protocolo de emergencia sanitaria  a raíz de que 13 de viajantes presentaban fiebre, un síntoma compatible con coronavirus pero que requiere de un análisis para diagnosticar la causa. 

Según el esquema que montó la provincia, las personas que arriban a la provincia deberán permanecer en cuarentena, en sus domicilios.

El ministerio de Salud informó hace instantes que «relación a las personas que presentaron sintomatología en el día de ayer y fueron trasladadas al Hospital Regional de Río Gallegos, que las mismas son 13», detalló el informe.

Publicidad

Publicidad

El parte oficial indica que «Quienes presentaban fiebre al ingresar al Hospital ya no presentaban dicho síntoma y se encuentran en observación hasta que estén los resultados de laboratorio de los testeos de COVID-19».

Recordaron que «Todas las personas que ingresaron a la provincia en estos días deben hacer cuarentena obligatoria durante 14 días, respetando los protocolos existentes en relación a las medidas de cuidado y prevención».

Para el ministro Nadalich, «Hay que esperar los resultados».

El ministro de Salud, Juan Carlos Nadalich, dirigió un mensaje en el que pidió esperar los resultados de los análisis de las 13 personas que arribaron con fiebre ayer en los colectivos de larga distancia que dispuso la provincia para retornarlas a Santa Cruz. 

Reiteró que «las personas ingresan bajo controles y todo aquel que tiene una sintomatología, tos, fiebre, dificultad respiratoria, va a ser controlada en hospitales de  la provincia».

Explicó que «en muchos casos la temperatura es un indicador pero hay que esperar los resultados de la causa de la fiebre».

Adelantó que el número de «repatriados» podría alcanzar las 1500 personas una vez que se concluya con los viajes de regreso, tanto vía aérea como terrestre. 

Parte de prensa Municipalidad de Río Gallegos

Desde el Municipio de Rio Gallegos se informó que ayer arribaron a la ciudad 65 pasajeros de los cuales 12 presentaron síntomas y automáticamente fueron llevados al Hospital Regional y el resto de ellos fueron aislados preventivamente, «Cabe destacar que todos los arribados permanecieron dentro de los colectivos. La autoridad sanitaria provincial está haciendo las evaluaciones clínicas y a la espera de los resultados», dice el parte de prensa.

Asimismo, desde la localidad de Punta Arenas una persona presentó síntomas y se procedió también a ingresarla en el hospital y así esperar los resultados de los análisis específicos.

El resto de los pasajeros que ingresaron por el Paso Integración Austral, se encuentran aislados respetando la cuarentena en sus domicilios. Para este punto se realizarán los controles domiciliarios, como así con todos aquellos que llegan a la ciudad y deben cumplimentar con la cuarentena.

Asimismo, el municipio informó que luego de la ubicación de los pasajeros aislados, la asistencia en materia de alimentación se está llevando adelante entre el municipio y la provincial de Santa Cruz.

Los dispositivos conjuntos de control continuarán hoy con los pasajeros que arribarán a la ciudad.

El municipio aclara que «La autoridad sanitaria provincial define las acciones a seguir y el municipio las acompaña en la operatividad. Una vez que se activa un protocolo de esta naturaleza la autoridad en materia de salud es el Ministerio de Salud y Ambiente».

Espacios de aislamiento.

Los lugares dispuestos para los pasajeros aislados se encuentran en condiciones edilicias y de servicios adecuados. Asimismo, se encontraban pasajeros en tránsito que no pueden volver a sus localidades que fueron trasladados a otras instalaciones ya que no se encontraban en calidad de aislados, solamente eran pasajeros alojados por el municipio para aguardar el posible regreso a sus lugares de origen.

Por último desde la Comuna se destaca que «Tanto familiares como las personas aisladas pueden comunicarse a través del teléfono gratuito 108 que derivará los pedidos y los requerimientos de información referida a estos pasajeros».