Paritaria muni

El piquete que realizan los trabajadores en ingreso a dependencias municipales, lleva varios días

Mientras el SOEM decidió en asamblea continuar con las medidas de fuerza, el gremio fue notificado de una medida cautelar dictada por el juez de Primera Instancia en lo Civil, Comercial, Laboral y de Minería Nro. 2, a cargo del Dr. Francisco Marincovic ordenando liberar los accesos al corralón municipal ubicado en la calle Juan Bark, a fin de que personal municipal, camiones y maquinarias puedan cumplir con la prestación de servicios. De incumplir esta norma, se estipula el pago de una multa de 20.000 pesos y se le ordena a la Policía provincial enviar una comisión de personal al lugar debiendo identificar a las personas que incumplen con la medida adoptada. Adelanto de paritarias Por su parte, el Ejecutivo Municipal, convocó a reunión paritaria este sábado 02 de julio a las 11.00 horas en el despacho del intendente Roberto Giubetich. En  tanto el secretario general del SOEM, Pedro Mansilla sostuvo, “Como en otras oportunidades, la lucha es dura y nos hemos tenido que enfrentar a la judicialización del reclamo”, dijo el dirigente confiando en que no este conflicto encuentre en la mesa de negociación paritaria la solución y no en acciones repudiables como las llevadas adelante por el gobierno provincial con los compañeros de la MUS. La medida cautelar La orden surge tras la denuncia emitida por la Municipalidad de Río Gallegos, según consta en la cédula de notificación, donde se acusa que “un grupo de personas, pertenecientes al sindicato, se encuentra bloqueando el acceso de ingreso de personal municipal y camiones recolectores, maquinarias y equipamiento con los que el Municipio presta servicios básicos de recolección de residuos y mantenimiento de redes pluviocloacales, imposibilitando mantener un orden y limpieza en la ciudad”, dice la resolución. Ordena que “los integrantes del Soem, en la persona de su secretario general, Pedro Mansilla, se abstengan de realizar cualquier tipo de bloqueo que impida el acceso al corralón municipal, sito en Autovía 17 de Octubre y Juan Bark, bajo apercibimiento de aplicar una multa de 20.000 pesos”. También informa que “se libró oficio a la Jefatura de la Policía de Santa Cruz y al Jefe de la Unidad Regional Sur para que disponga de una comisión de personal policial en el lugar debiendo identificar a las personas que incumplen con las medida adoptada”.