radio a policíasRIO GALLEGOS.– Desde ayer la policía de la provincia inició medidas de fuerza que incluyen un quite de colaboración que por estas horas se va transformando en un acuartelamiento. A esta hora, cerca del 30% del personal policial se plegó a la medida y según informó la Asociación Civil Policial de la policía de Santa Cruz ahora se encuentran plegadas en destina medida comisarías de Los Antiguos , Puerto Santa Cruz, 28 de Noviembre, San Julián; Caleta Olivia, Río Turbio, Comandante Luis Piedra Buena, Puerto Deseado, Perito Moreno y Gobernador Gregores. Hoy a las 16 horas un radiograma emitido por la jefatura de policía se informó que la próxima semana se acreditará «el pago del aumento correspondiente al mes de julio, aumento conseguido en la mesa salarial del pasado mes de mayo». El radiograma lleva la firma del comisario general retirado, José Cortés. Sin embargo, pese a la fecha de pago, fuentes policiales confirmaron a Winfo Santa Cruz que la medida seguiría en aumento de forma escalonada en toda la provincia. «Mas allá de los pagos, solicitamos que se vuelva a abrir la paritaria para formular nuestros planteos laborales», detallan las fuentes. Entre las condiciones de trabajo que reclaman mencionan «faltan chalecos antibalas, los que hay están vencidos» y apuntan que cada seis policías «sólo dos tienen armas, hay cuatro desarmados o porque no tienen provisiones o porque no les han aprobado el psicológico».  También reclaman que les provean los uniformes y se cree un control externo de la institución policial. «Que haya un organismo para que un policía o un ciudadano cualquiera pueda denunciar a la misma policía si así lo necesitare», detallaron las fuentes policiales consultadas. Anoche la Asociación Civil Policial emitió un comunicado donde refieren las razones de la medida de fuerza: a) Cumplimiento de lo acordado en paritarias 2016, mediante la cual se pacto un aumento, pagadero de forma íntegra –todo junto- en los primeros cinco días hábiles de cada mes; el cual se viene abonando de forma desdoblada, y con un aumento salarial sin ningún tipo de recibo –aparentemente en negro- b) Pago de los agentes alta en comisión, que siguen percibiendo su salario como cadetes; c) Pago del retroactivo adeudado de distintas promociones de agentes; d) Fecha de PARITARIAS LABORALES a fin de tratar diversas problemáticas inherentes a los servicios en distintas localidades de la provincia. La totalidad de los reclamos han sido planteados en distintas instancias, sin lograr solucionar los mencionados. En el mismo comunicado la Asociación Civil Policial  aseguró que el personal » siempre ha sido paciente y respetuoso con la institución y el Estado Provincial, quien ha prometido lo que no ha podido cumplir». Y aseguran que  la actitud asumida «no responde a ningún tipo de animosidad política, sino a una búsqueda desesperada de soluciones, que permitan prestar el servicio en condiciones dignas y con el mayor profesionalismo y responsabilidad». «Es doloroso para nuestro personal tomar esta drástica decisión, la cual fue consecuencia de numerosas reuniones y promesas incumplidas –por ejemplo, los pagos en término y con aumento incluido, asegurados en persona por el propio Secretario de Seguridad, quien en plena reunión con el personal aseguró que estaba liquidado de la forma prometida», concluyeron en el comunicado.