Captura de pantalla 2017-04-10 a la(s) 22.46.35 RÍO GALLEGOS.- El gobierno de Alicia Kirchner volverá a requerir ayuda a Nación para  poder superar la crisis que atraviesa Santa Cruz a raíz de la falta de pago de salarios a estatales que mantiene paralizada a la provincia en medio de marchas y protestas. Según consigna hoy el diario La Nación, el ministro de Economía, Juan Donnini, se reunirá con autoridades del ministerio de Interior del gobierno nacional, para acordar un plan de ahorro fiscal a cambio de préstamos. Las tratativas se dan en medio de las acusaciones de funcionarios y referentes provinciales responsabilizando al presidente Macri de «someter a un ahogo financiero a Santa Cruz». A cargo de las negociaciones con Santa Cruz estará el subsecretario de Provincias, Alejandro Caldarelli, quien abordará con los enviados de Santa Cruz el «plan de readecuación fiscal», prometido hace diez días, y que a ojos de la Casa Rosada serviría para «demostrar disposición» a encontrar una salida de la crisis de una provincia. Otro de los objetivos de Donnini será agilizar el préstamo del Banco Nación, que en un principio era de $ 900 millones y podría bajar a $ 750 millones por el «riesgo crediticio» que para la entidad supone la situación económica de la provincia. En Balcarce 50 no hablan de «imposiciones» y aseguran que «a nadie le conviene una provincia incendiada». Pero reclaman, en la misma línea, que Alicia Kirchner presente un plan para «racionalizar» las cuentas de la provincia y se muestre dispuesta a realizar «reformas políticas e institucionales» que consideran prioritarias. Leer nota completa en La Nación.Com…