EL CHALTÉN.- Luego que el bloque Encuentro Vecinal difundiera un pedido de informes al Municipio y a la Policía, sobre un hecho de violencia ocurrido en una fiesta clandestina con la participación del intendente que terminara con golpes y heridos, el Concejo Deliberante salió a repudiar «cualquier acto de violencia», y calificó de «trascendidos» que empañan el esfuerzo de la comunidad y de las autoridades para luchar contra la pandemia de Covid.

A través de un comunicado emitido a través de la Dirección de Prensa, el Concejo Deliberante de El Chaltén, repudió «cualquier acto de violencia», y lamentó que, «los esfuerzos que hace la comunidad y los trabajadores/as y funcionarios/as municipales queden empañados por tales trascendidos», en alusión a la difusión pública del pedido de informes que realizó el bloque Encuentro Vecinal, sobre una fiesta clandestina que terminó en una gresca con heridos.

Según el Bloque Encuentro Vecinal, el intendente, Néstor Ticó, se encontraba entre los participantes de la reunión que viola las restricciones impuestas por los protocolos sanitarios para evitar la propagación del Covid-19. Del hecho tomaron conocimiento a través de la reunión del COE local ya que dos personas que participaron de la fiesta fueron atendidas en el puesto sanitario, y porque además tuvieron que intervenir efectivos de la policía.

El comunicado del Concejo Deliberante de El Chaltén.

Publicidad

Publicidad