SANTA CRUZ.- Con un sentido mensaje en sus redes sociales, el senador, Eduardo Costa, agradeció a su familia, a las personas que le enviaron mensajes de apoyo durante su internación por Covid y a «los que me salvaron la vida», médicos y enfermeros del Hospital Regional  y del santatorio De los Arcos. 

El senador, Eduardo Costa, quien recibió el alta médica luego de padecer Covid y de haber permanecido internado en terapia intensiva con asistencia respiratoria, agradeció  el apoyo de su familia, las expresiones de apoyo de personas y a médicos y enfermeros que le «salvaron la vida». 

«Después de un momento muy complicado y duro, finalmente me dieron de alta de la clínica. Gracias a DIOS estoy bien y pude salir de una internación compleja. Ahora viene una recuperación y un tratamiento… pero eso será paso a paso», escribió hoy en sus redes sociales.

Costa fue internado el miércoles 07 de abril en el Hospital Regional de Río Gallegos por una afección pulmonar bilateral, producto de haber contraído coronavirus. Luego de cuatro días de tratamiento y asistencia médica, sus familiares decidieron trasladarlo a CABA donde permaneció internado hasta el lunes.

«Quiero darle las gracias a todos los que me ayudaron en este duro momento, a todos los que se preocuparon, a los que estuvieron cerca, a los que mandaron mensajes y fuerzas y a los que estuvieron aún estando lejos», expresó el legislador. 

«Muchas Gracias a todos los que me salvaron la vida: Gracias a los médicos, enfermeros, al personal de limpieza, a los directivos y a todo el personal del Hospital de Río Gallegos, a todos realmente muchas gracias por su esfuerzo y trabajo. También a los médicos y enfermeros y al personal del Sanatorio de Los Arcos en Buenos Aires. Realmente muchísimas gracias!!», fueron las expresiones del senador Costa.

 

La carta completa de Costa

MUCHAS GRACIAS!!!!

Después de un momento muy complicado y duro, finalmente me dieron de alta de la clínica. Gracias a DIOS estoy bien y pude salir de una internación compleja. Ahora viene una recuperación y un tratamiento… pero eso será paso a paso.
Quiero darle las gracias a todos los que me ayudaron en este duro momento, a todos los que se preocuparon, a los que estuvieron cerca, a los que mandaron mensajes y fuerzas y a los que estuvieron aun estando lejos.
Muchas Gracias a todos los que me salvaron la vida: Gracias a los médicos, enfermeros, al personal de limpieza, a los directivos y a todo el personal del Hospital de Río Gallegos, a todos realmente muchas gracias por su esfuerzo y trabajo. También a los médicos y enfermeros y al personal del Sanatorio de Los Arcos en Buenos Aires. Realmente muchísimas gracias!!
También quiero agradecer a todos los que estuvieron cerca, a los que rezaron y mandaron su apoyo y energía, a los que me hicieron llegar sus mensajes y estuvieron; muchas gracias a los vecinos de Santa Cruz y de todo el país que me escribieron mandandome su energía y buena onda. Gracias a los que se preocuparon y a los que nos ayudaron a mí y mi familia en este difícil momento.
Gracias enormes a mi familia por su amor y apoyo incondicional, porque la lucharon conmigo codo a codo. Estuvieron ahí todo el tiempo y me sentí muy acompañado.
Gracias a mis amigos que, estando lejos, me hicieron llegar sus buenos deseos de una pronta recuperación.
Gracias a mi equipo de trabajo que estuvo ahí también pendiente de todas mis necesidades.
Gracias a todos. Porque recibí sus fuerzas, sus mensajes, su energía, su cariño. Todo me llegó. Sus cartas, saludos, sus cadenas de oración, todo.
Estoy mejor. Recuperándome día a día.
Esta enfermedad es algo que no se lo deseo a nadie. Sigamos cuidándonos para poder despertar de este mal sueño.