RÍO GALLEGOS.- Con un acampe frente al edificio del Tribunal Superior, los trabajadores judiciales protestaron contra el ofrecimiento de un 19% de incremento a abonarse escalonado a diciembre. Señalan que el Tribunal aún les adeuda parte de las escalas salariales del año pasado. Desde el gremio denuncian la existencia de una lista confeccionada por el TSJ con los nombres de los trabajadores que realizan medidas de fuerza. El órgano judicial también dispuso un aumento de modo unilateral en medio de la paritaria que continúa hoy a las 14:30.

La secretaria general del gremio de los trabajadores de la Justicia, Eugenia Bianchi, consideró que son «irrisorios» los porcentajes de aumento ofrecidos por el Tribunal Superior, consistentes en un 19% cuyo último tramo percibirán en  diciembre. “Aceptar implicaría renunciar al acuerdo firmado entre ambas partes”, afirmó la dirigente.

Por su parte, Pablo Salcedo, secretario gremial, recordó que «desde el 2017 que el Tribunal Superior viene incumpliendo con los acuerdos salariales y esto ha generado deuda», sostuvo. 

Sumó malestar entre los empleados del Poder Judicial, la decisión del Tribunal de descontar los días de huelga: «hoy  nos enteramos de una Resolución que dispone arbitrariamente descuentos en los salarios de los trabajadores que se encuentran manifestando de manera legal y legítima porque las medidas fueron resueltas en asambleas», indicó Salcedo. 

Otra decisión que agudizó el conflicto, es la decisión de las autoridades de otorgar un incremento de modo unilateral «cuando nos encontramos en medio de una negociación paritaria», la que se reanuda este martes. 

Cabe mencionar que el Tribunal Superior dispone de un presupuesto que administra de manera autárquica, por lo tanto no depende de las negociaciones salariales que disponga el Poder Ejecutivo. 

Además, el convenio que rige el esquema salarial de los judiciales establece que los aumentos acordados también alcanzan en el mismo porcentajes a jueces y funcionarios, incluidos los miembros del TSJ.