RÍO GALLEGOS.- Con el voto de los concejales del Frente de Todos, el Concejo Deliberante aprobó en sesión extraordinaria el blanqueo de parte de la deuda con las Cajas, por 726 millones de pesos, que no obstante no garantiza que en el futuro el municipio vaya a cumplir con el pago de los aportes al sistema jubilatorio y a la obra social. 

Con cuatro votos a favor del Frente de Todos y la negativa del concejal Pedro Muñoz de la CC- ARI, el Concejo Deliberante avaló el convenio de conciliación de la deuda del municipio con las Cajas de Previsión y de Servicios Sociales. 

La sesión fue convocada en forma extraordinaria y en tiempo récord para tratar este único punto, que tiene que ver con el blanqueo y pago de una deuda de 726 millones de pesos que el municipio mantenía con el sistema jubilatorio y la obra social. 

Sin embargo para Pedro Muñoz,  el único concejal de la oposición que estuvo en la sesión ya que los dos restantes faltaron con aviso, “Es iluso creer que este acuerdo va a regularizar la deuda con las Cajas”, afirmó. 

Recordó que este acuerdo fue presentado en la sesión del jueves pasado, y luego pasó a Comisiones,  «donde debería haberse analizado y debatido como corresponde, en vez de aprobarlo de forma apresurada sobre tablas en una sesión extraordinaria», como finalmente ocurrió hoy.

Además de la conciliación de la millonaria deuda del municipio con las Cajas,  el convenio busca regulizar la situación de aquellos empleados públicos que ingresaron en diciembre de 2019 y que desde ese entonces no tienen cobertura de salud por parte de la CSS. 

El municipio publicó recientemente que recauda 800 millones de pesos mensuales y paga 500 millones en salarios.

Sin embargo esta intención no está plasmada claramente en el acuerdo firmado la semana pasada entre el gobierno y el municipio. 

Para Pedro Muñoz, “la realidad es que no es necesario hacer un convenio sino que bastaba una decisión política”, sostuvo argumentando su voto en contra, y aclara, «ojalá que sirve para que los mas de 300 trabajadores que hace más de dos años que aportan finalmente puedan tener obra social». 

El concejal explica que, “Todo esto es falaz ya que históricamente todos los descuentos que se hicieron a los trabajadores se desviaron y jamás llegaron en su totalidad a las respectivas cajas», detalla. 

Responsabiliza de esta maniobra de «malversación», a los distintos gobiernos de turno del FPV – PJ en Santa Cruz a lo largo de estos últimos 20 años, que nunca garantizaron que dichos aportes llegaran efectivamente a la CSS y a la CPS. Por ende el poder político es el único responsable del déficit y desfinanciamiento de las mismas”, enfatizó.

¿De cuánto es la deuda del municipio con las Cajas? Imposible saberlo en el caso de la Caja de Previsión ya que durante una década, entre 1990 y 2000, el organismo no presentó balances, por lo tanto jamás se pudo conocer con cifras exactas el monto del déficit del organismo que hoy cuenta con 18 mil beneficiarios. 

“Si bien se destinarán 726 millones de pesos para pagar la deuda, aún quedarían 1400 millones pendientes»,  señala Muñoz, quien sostiene que la deuda conciliada corresponde a un período de siete años de 2015 a 2022.

Asimismo advierte que «la deuda continuará incrementándose mes a mes, por lo tanto esto es un ‘parche’ momentáneo ya que tampoco se estableció un plan de pago continuo con números concretos”, explicó.

¿Por qué razón el municipio no va a poder cumplir con los aportes mensuales? 

Según el concejal de CC-ARI, «desde el municipio nos dijeron que hasta que no se actualice la Ley de Coparticipación, que dará más plata a los municipios, es imposible que la comuna pueda pagar sueldos y aportes», señaló. 

Por esta razón entiende que «los intendentes, diputados por pueblo y diputados por distrito que mayoritariamente e históricamente han sido mayoría en la provincia son también responsables de esta situación, porque teniendo las manos en la Cámara de Diputados de la provincia jamás se animaron a modificar este actual régimen de coparticipación que sin duda agrava la situación de desfinanciamiento de las cajas», concluyó.