RIO GALLEGOS.– Un joven fue condenado ayer a prisión perpetua por haber asesinado de una puñalada en el corazón a su pareja Antonella Jaimes, en enero del año pasado en la ciudad santacruceña de Río Gallegos, informaron fuentes judiciales. Se trata de Walter Julián Ramos (22), a quien la Cámara Oral en lo Penal de la capital de la provincia de Santa Cruz le atribuyó la autoría del «homicidio doblemente calificado con mera relación de pareja y femicidio» de Antonella (20). «Gracias a la voluntad de los familiares de colaborar, que comprendieron la situación, se pudo reconstruir la vida de Antonella y eso nos permitió pedir la figura del agravante de femicidio», dijo a Télam el fiscal Gabriel Giordano tras conocerse el fallo de los jueces Joaquín Cabral, Rosa Núñez y María Alejandra Vila. Por su parte, familiares de la víctima se mostraron agradecidos por la condena e insistieron en la necesidad de que cuando una mujer pide ayuda tiene que ser escuchada por las autoridades. La familia de Jaimes estuvo acompañada desde el inicio del juicio por integrantes de organizaciones de mujeres y de izquierda, que cantaron una y otra vez «que los femicidas tengan miedo». El hecho ventilado en el debate ocurrió el 26 de enero de 2015, en una casa situada en La Paz 724, de Río Gallegos, donde convivían Antonella y Ramos. De acuerdo a la investigación, la pareja mantuvo una discusión en la que la joven recibió una puñalada en el corazón, tras lo cual fue trasladada hasta un hospital de la zona donde murió. Luego del crimen, Ramos sostuvo que la víctima había sido agredida por otra persona en la vía pública y que una vez que ella regresó al domicilio él no se dio cuenta de la gravedad de la lesión que había sufrido. En su descargo, el muchacho dijo que recién se enteró de la muerte de Antonella cuando quedó detenido por orden de la justicia. Durante el debate, una amiga de la víctima contó que Antonella y Ramos «tenían una relación violenta» y que él «no la dejaba andar sola por ningún lado y le pegaba».Esta testigo indicó que cuando la joven decidió terminar con la relación «él la hostigaba a ella y a su familia». «Fue justamente la ruptura, el trato insidioso, acosador tanto de violencia física como psíquica que efectuaba Ramos sobre Antonella lo que pudimos determinar con testigos para solicitar la carátula de femicidio», dijo, por su parte, el fiscal Giordano en su alegato. FUENTE: Agencia Telam