RIO GALLEGOS.- Desde el gremio docente denunciaron que hasta ahora son cerca de 70 los docentes despedidos en toda la provincia por haberse adherido a la medida de fuerza de la semana pasada, y aseguran que la medida no tiene antecedentes desde el regreso a la democracia.

Se trata de los docentes que habían tomado sus cargos en la subasta pública y que el Consejo Provincial de Educación dejó sin efecto luego que detectaran que habían tomado el cargo pero se habían adherido al paro establecido por el gremio los pasados 2 y 3 de marzo.

Según la disposición interna firmada por los directivos de los establecimientos fueron desplazados por «no tomar posesión efectiva del cargo frente a alumnos». En algunos casos el cargo quedaba disponible, el docente volvía a inscribirse y lo recuperaba el cargo, pero en otros quedaron fuera del sistema y hoy están sin trabajo.

«Ellos dan un argumento poco solido del acuerdo 523 que plantea que cuando vos tomas un cargo o horas cargas en un ofrecimiento público al día siguiente tenés que hacerlo efectivo. Los docentes, lo hicieron fueron, hicieron el acto administrativo y después dijeron, me asiste el derecho a la medida de fuerza, estoy de paro», explicó a Winfo Santa Cruz, Pedro Cormack, secretario general de la Asociación de Docentes de Santa Cruz, ADOSAC.

Publicidad

Publicidad

Docentes de la EPP N° 15 llegaron a trabajar una semana, y luego recibieron la notificación de la baja del cargo.

Para Cormack la medida del gobierno es de «disciplinamiento» y argumenta «al hacer efectivo el cargo, no significa dar clases, sino ir a la escuela, hacer el acto administrativo y nada mas que eso. Está en claro que a la persona que tomó su cargo, le dieron el alta y la baja por hacer paro», explica el gremialista. Y aclara que por encima del acuerdo 523 está en vigencia los derechos constitucionales que asisten a los trabajadores.

Aclaró que en este contexto es difícil de avanzar en cualquier negociación con docentes despedidos «no vamos a parar hasta que reincorporen a todos, no importa la cantidad, porque se generaría un antecedente terrible en un gobierno que a su vez dice defender trabajadores, dice que en Santa Cruz, nunca se ha afectado las condiciones laborales».

«Después de la dictadura es la primera vez que se está echando docentes por hacer paro, no vamos a permitir que en un sistema democrático se violente los derechos que tenemos como trabajadores», afirmó Cormack.

Días pasados en un discurso pronunciado en un acto aseguró «La persecusión viene de arrastre, porque tenemos sumarios, amenazas, nos cierras secciones y esos son despidos encubiertos, porque tenemos escuelas en condiciones lamentables en materia de infraestructura, nos amenazan en el whatsapp de que van a ir contra nuestra personería jurídica y generando miedo y temor. Y porque te toca en momento de crisis algo que es imprescindible y por eso nos hacen descuentos brutales por realizar medidas de fuerza».