RÍO GALLEGOS.- Una ojiva hallada en el patio de una vivienda fue detonada ayer. El informe de la División Explosivos de la policía, indica que el artefacto fue neutralizado y no hay riesgos para personas y el medio ambiente. Según fuentes de la investigación, el artefacto se trataría de un obsequio que hace muchos años le envió una persona de Puerto Madryn a la propietaria de la vivienda donde fue encontrada.

Sobre el secuestro y posterior detonacion de una Ojiva hallada en el patio de una vivienda de Calle Punta Bandera 715 de Río Gallegos, la División Explosivos informó que el artefacto fue detonado y que ya no presenta peligro para personas y el medio ambiente.

El informe de la pericia del artefacto explosivo indica que se trata de una munición de artillería de 105 milímetros que quedó desactivada y neutralizada. «Se le hizo un sistema de iniciación utilizando mecha lenta, detonador pirotécnico, cordón detonante y 225 gr de TNT», indica la pericia.

El hallazgo se produjo luego que una vecina del barrio alejado del centro de la capital provincial, diera cuenta a la policía de la existencia del artefacto explosivo.

Publicidad

Publicidad

Según fuentes de la investigación, el artefacto se trataría de un obsequio que hace muchos años le envió una persona de Puerto Madryn a la propietaria de la vivienda donde fue encontrada.

«La mujer estaba limpiando el patio de su casa y como no sabía adonde arrojar el artefacto dio aviso al 101 y por eso se dispuso el operativo», precisó la fuente.

«Se trataba de una ojiva de una bomba en el sector patio».

Hora más tarde el personal de la División explosivos, retiró la ojiva del lugar, y la trasladó al predio de la Escuela de Cadetes, ubicado en Ruta 3, distante a 15 km del centro de Río Gallegos.

Alli fue donde se prodijo la detonación del artefacto y se labraron las actas correspondientes.

Tomó intervención el Juzgado de instrucción N°2, el que deberá esclarecer la procedencia del artefacto, y si el mismo aun preservaba poder explosivo al momento del hallazgo.

Como parte del operativo ayer se realizó una pericia del lugar donde se encontró la ojiva, en la vivieda de calle Punta Banderas 175.

Cabe consignar que el barrio está ubicado a unos 800 metros de la sede del Regimiento de Infantería Mecanizada 24.