RÍO GALLEGOS.- El Sindicato de Prensa denunció las amenazas que el Secretario de la Juventud del Municipio, Ariel Guerrero, contra los periodistas Silvina Cárdenas y Julio Oyarzún, “dejá de pegarle a Grasso”, comentó en facebook el funcionario, y agregó, «Esa minita que está al lado tuyo, de qué se ríe. Payasa”. El gremio pidió la renuncia de Guerrero. 

El gremio que nuclea a los periodistas emitió una declaración pública, repudiando las amenazas del secretario de la Juventud del municipio, Ariel, Guerrero, quien profirió amenazas contra los periodistas Silvina Cárdenas y Julio Oyarzún, conductores del programa «Ciudad Mediática», que se emite en la capital provincial. 

Dejá de pegarle a Grasso”, comentó en facebook el funcionario, y agregó, «Esa minita que está al lado tuyo, de qué se ríe. Payasa”. El gremio pidió la renuncia de Guerrero. 

El documento del Sindicato de Prensa.

Publicidad

Publicidad

Repudiamos las amenazas a trabajadora de prensa y exigimos la renuncia del funcionario de Grasso, Ariel Guerrero

Quienes integramos el Sindicato de Prensa Santa Cruz, repudiamos enérgicamente las amenazas que recibió la periodista Silvina Cárdenas, co-conductora del programa matutino “Ciudad Mediática” transmitido por el portal de noticias Mediática Digital.

En medio de la transmisión por streem, el funcionario de la gestión Pablo Grasso, comenta la publicación en tono patotero “dejá de pegarle a Grasso” y se refiere a Silvina como “esa minita que está al lado tuyo, de qué se ríe. Payasa”, se lee en el mensaje.

Desde el Sindicato de Prensa advertimos que los avances sobre la libertad de prensa son indicadores importantes de la transparencia y los valores democráticos, los que al parecer faltan en el ejercicio del poder comunal, tal cual lo expresa el Jefe de Departamento de la Juventud, Ariel Guerrero. Que los aprietes a la prensa no sean moneda corriente en nuestra provincia.
Este accionar patotero de Guerrero se da el mismo día en que Grasso y el Secretario de Hacienda Robles denuncian acciones intimidantes por parte del gremio que nuclea a los trabajadores del transporte. La actitud de Guerrero no puede dejarse pasar y el intendente Grasso debe exigirle su renuncia de manera inmediata.

Comisión Directiva