RIO GALLEGOS.- En distintos lugares de la provincia hoy se ccumplió la segunda jornada de la medida de fuerza de 48 horas llevada adelante por los docentes de Santa Cruz en reclamo de mejoras salariales, laborales y de las condiciones pedagógicas.

En Río Gallegos los docentes se movilizaron en una extensa caravana que incluyó bocinazos y reclamos a través de carteles colocados en los automóviles en el que se desplazaron los manifestantes.

El profesor Javier Fernández, secretario adjunto de la ADOSAC, junto a la secretaria General de la filial Río Gallegos, Delfi Rivas, luego de recorrer las calles de la ciudad entregaron notas en el Consejo Provincial de Educación y el Ministerio de Trabajo de la provincia solicitando la reapertura de las paritarias. En tanto que ante el Tribunal de Cuentas realizaron una presentación por las irregularidades en el pago de los haberes de los docentes.

Con los salarios de septiembre muchos maestros sufrieron descuentos de hasta 1500 pesos los que no fueron explicitados en los recibos de haberes, sino que fueron ejecutados directamente de sus cajas de ahorro, sin que el Consejo de Educación haya explicado las razones de la retención de parte del salario.

Publicidad

Publicidad

«Abrazamos a todos los sectores de trabajadores que no han sido llamados a discutir salarios o que sus salarios han sido manchados por las nefastas sumas en negro», afirmó Fernández ante los manifestantes que permanecieron en su mayoría dentro de sus autos. En el breve discurso envió un mensaje a los trabajadores de la salud, «nos solidarizamos con los trabajadores de Salud que están en la linea de fuego, dando la vida por nosotros y sienten el destrato de este gobierno provincial».

«No queremos imposición, no queremos techo en las paritarias, queremos paritarias. El gobierno, a través del ministerio de Trabajo, tienen las herramientas para llamar al verdadero espacio, que se llaman paritarias», pidió Fernández.