RÍO GALLEGOS.- Empleados del SIPEM esperan que el municipio cumpla con la regularización de sus contratos laborales luego de que fueran despedidos durante la gestión de Pablo Grasso, y en mayo el municipio se comprometiera a incorporarlos en planta transitoria.

Una treintena de trabajadores del Sistema de Estacionamiento Medido, esperan ser incorporados a planta transitoria, luego del compromiso en ese sentido firmado por el municipio el 1ro de mayo. Habían sido despedidos meses antes por decisión del intendente, Pablo Grasso.

A pesar de las promesas hace 6 meses no logran que las autoridades les den una respuesta, y su situación empeora día a día producto ante la imposibilidad de poder cobrar un sueldo, «ya ni siquiera podemos hacer changas por las multas», señaló uno de los voceros en alusión a las abultadas penalizaciones que aplica el municipio a quienes violen el aislamiento social.

Sin la presencia del gremio de empleados municipales, un grupo de trabajadores decidió apostarse frente al municipio a la espera de ser atendidos.

Publicidad

Publicidad

Video entrevista: Adrián Barabino.