SANTA CRUZ.- El gremio que nuclea a los docentes estatales consideró que «no están dadas las condiciones» para el retorno de las clases presenciales, y ya que el riesgo de contagio es «altísimo», según evaluó  el plenario de secretarios generales realizado ayer. 

Luego de evaluar la situación de cada una de las localidades, la ADOSAC resolvió continuar con el estado de alerta, por considerar que no están dadas las condiciones para el retorno a las aulas. Según el gremio, las condiciones de riesgo son «altísimas», ya que  «se carece de precisiones sobre las cuestiones protocolares de limpieza y sanitización».

Afirman que los edificios escolares «es igual o peor que la que se tenía antes del aislamiento». 

Si bien el gobierno insiste en su «voluntad» de reanudar las clases presenciales, aún no dio a conocer cuál es el plan diseñado, a pesar de que el calendario escolar establece que este martes los docentes tendrían que reintegrarse a sus labores.

Publicidad

Publicidad

Tampoco se conoce cuándo van a recibir la vacuna contra el Covid los  docentes, ya que todavía falta que concluya el cronograma de vacunación de los trabajadores de la salud. 

El documento completo del gremio

El Plenario virtual de Secretarias/os Generales y Comisión Directiva Provincial realizado por la ADOSAC hizo un análisis de la situación local, provincial y nacional y por unanimidad determinó que al día de hoy no se encuentran dadas las condiciones para el retorno a las clases presenciales.

De esta manera el Plenario de Secretarias/os Generales manifiesta:

• Se coincidió en que no están dadas las condiciones para poder concretar ese regreso. Hoy la realidad marca que los riesgos de contagio son altísimos y con la posibilidad latente de un rebrote o segunda ola de casos, pensar en un retorno a las clases presenciales significaría exponer la salud y la vida de todos los actores que forman parte del sistema educativo. (1 de cada 3 santacruceños está atravesado directa o indirectamente por un posible regreso).

• La condición edilicia de los establecimientos educativos es igual o peor que la que se tenía antes del aislamiento. Los trabajos que se han informado como realizados no se perciben en la mayor parte de las localidades y se carece de precisiones sobre las cuestiones protocolares de limpieza y sanitización.

• Existe la unánime preocupación y el estado de alerta en todas las localidades de la provincia por la falta de información de parte de nuestra patronal respecto a cómo se llevarán adelante los ofrecimientos públicos de cargos y horas cátedra, las permanentes violaciones al régimen de licencias por parte de reconocimientos médicos, la falta de una licencia específica por COVID-19 y los protocolos correspondientes.

• Desde el plenario provincial se definió dar continuidad al estado de alerta de ADOSAC a través de convocatorias inmediatas a nuestras asambleas y congreso provincial en virtud de las medidas adoptadas por las autoridades educativas durante las próximas horas y aspectos salariales y laborales.