SANTA CRUZ.- A raíz de los reclamos y denuncias de profesionales de la Salud y de vecinos autoconvocados sobre las carencias de personal e insumos en el hospital Norberto Sánchez de Río Turbio, el gobierno brindó detalles de la situación del nosocomio y desmintió que el nosocomio esté colapsado. Por el contrario sostuvo que hay un solo paciente internado con Covid en Terapia Intensiva.

El secretario de Estado de Políticas Sanitarias, Ignacio Suárez Moré,Suárez Moré, hizo mención a los comentarios y conceptos vertidos por medios nacionales y provinciales acerca de la situación específica de Río Turbio y de la Cuenca.

“Queremos llevar tranquilidad a la gente sobre todo de la Cuenca Carbonífera y de la provincia porque estamos abocados y preocupados en poder garantizar el servicio de salud. Sabemos que hubo declaraciones por parte de un profesional médico pero lejos está de la verdad», afirmó el funcioonario. 

En una entrevista con el canal América, el médico dr Rdorigo Salemi, denunció que la terapia intensiva del hospital José Alberto Sánchez de Río Turbio, está virtualmente colapsada y aseguró que el nosocomio fue desbordado en su capacidad de atención por la cantidad de pacientes que se incrementó en las últimas semanas.

Publicidad

Publicidad

Respecto al hospital de Río Turbio, precisó que el mismo cuenta con 9 respiradores fijos y 2 respiradores móviles; se encuentra con una sala de terapia intensiva con 8 camas con monitores, bombas de infusión, el respirador y todos los elementos necesarios para poder afrontar la situación actual. “En este momento, solo un paciente se encuentra internado en dicha unidad y se encuentra ventilado con respiración mecánica. La sala COVID de pacientes respiratorios, no hay ningún paciente internado”, detalló.

“Afortunadamente se ha comenzado con un nuevo diseño, intensificando el primer nivel de atención para fortalecer los testeos y determinar a quién hay que bloquear”, resaltó.

Además manifestó que cuando comenzó la pandemia se empezaron a fortalecer los distintos hospitales y en el tema puntual de Río Turbio, hace veinte días se intensificó el Plan DetecAr y en la última semana se comenzó con el primer nivel de atención para fortalecer el mismo y evitar que los pacientes lleguen al segundo nivel de atención que sería a la institución hospitalaria, es decir evitar la internación. “Queremos hacer mención de esto porque la comunidad hoy se encuentra en una situación de transmisión comunitaria. Sabemos que los recursos son los acordes a la capacidad instalada que tiene el hospital”, agregó.

«Decimos que la buena salud parte de una buena comunicación y creo que en momentos de pandemia, mencionar o categorizar ciertas declaraciones, hacen que la población entre en pánico y no se genere lo que queremos hacer, que es garantizar el sistema de salud”, consideró.