RÍO GALLEGOS.- En marzo el gobierno provincial demandó a un grupo de jubilados por «daños contra edificios públicos», y pidió embargarlos por 330 mil pesos a cada uno. Los supuestos daños denunciados por el fiscal de Estado, Fernando Tanarro, se habrían producido contra el edificio de la Caja de Previsión, uno de los lugares donde los jubilados suelen reclamar por la falta de pago de sus haberes. Una de las demandadas es Cristina Coronel, quien en 2010 junto a una veintena de manifestantes fuer atropellada por una camioneta 4×4 conducida por Daniel Varizat, histórico militante K y por entonces funcionario público. La causa judicial por el acto criminal de Varizat se inició en 2008 y concluyó rápidamente con un juicio que condenó al ex funcionario a una pena leve y en libertad. Luego el acusado se fue de la provincia aunque continuó vinculado al estado hasta su jubilación como empleado provincial. Ahora el gobierno de Alicia Kirchner denuncia por daños contra los edificios de Casa de Gobierno, Caja de Previsión Social, Ministerio de Economía, el Ministerio de Desarrollo Social, en los cuales supuestamente los jubilados habrían producido roturas de “puertas, persianas, vidrios”, y “pegatinas” en los edificios.  
“Solicitamos que los responsables de los actos vandálicos respondan con su patrimonio particular y restituyan los gastos que demandará al gobierno la reparación de estos daños”, dice la denuncia. Aportan que las personas acusadas “han subido a las redes sociales que provocaron en los edificios públicos”, por lo tanto consideran que existía “un sistemático plan intencional”, de provocar daños. También señalan que los jubilados dañaron “vehículos oficiales”, aunque no identifica las unidades. La denuncia habla de “extrema violencia”, ejercida por los pasivos contra funcionarios y trabajadores, aunque aclara que “no intenta criminalizar la protesta social , ni mucho menos vulnerar el derecho constitucional de protestar”.