SANTA CRUZ.- El diputado Gabriel Faty Oliva propone un plan de cierre de minas con auditorías públicas y participación ciudadana que contemple desde los efectos sobre el medio ambiente y su remediación, hasta la situación de los trabajadores una vez que las empresas se retiran. Pide que a las empresas se les exija que presenten el plan antes de comenzar a operar. El legislador quiere introducir estas sugerencias en el proyecto del oficialismo que desde el año pasado está en comisiones. Cerro Vanguardia es uno de los proyectos que se acerca al final de su vida útil.

El diputado de Encuentro Ciudadano, Gabriel Oliva, propone una serie de sugerencias para introducir en el proyecto de Cierre de Minas que el Frente de Todos presentó el año pasado y se encuentra en estudio en comisiones.

Al respecto Oliva propone un plan que contemple la incorporación de auditorías públicas y participación ciudadana para darle más transparencia y efectividad a la iniciativa.

Publicidad

Publicidad

Argumenta que hay explotaciones mineras «que están llegando al fin de su vida útil, como es el caso emblemático de Cerro Vanguardia, que impacta de lleno en San Julián y en toda su gente que vivencia este hecho con gran incertidumbre: ¿Qué pasará cuando la empresa se vaya?» inquiere el legislador. 

«¿Qué hacemos con todo lo que deja la empresa minera luego de haber explotado nuestro suelo? ¿En qué condiciones queda el ambiente y los trabajadores que fueron contratados?», enfatiza. 

Remarca que la ley que que se apruebe, «exigirá a las empresas que antes de comenzar a explotar los recursos de la provincia presenten un plan de cierre que prevea una cantidad de aspectos, para que cuando se vayan nuestro territorio no quede afectado».

¿Cómo se aplicaría?

En una audiencia pública se convoca a los interesados, se presenta el proyecto y se da lugar a la discusión. El Gobierno debe tener en cuenta los planteos de los distintos actores para mejorar dicha propuesta. Y en el caso de la auditoría pública ambiental, también es un proceso con participación ciudadana que supervisa los trabajos y monitoreos; garantiza que se vayan cumpliendo las metas de restauración ecológica y de reinserción laboral previstos del plan de cierre.